miércoles, 20 de septiembre de 2017

A POUSADA DAS ÁNIMAS (Ferrol)


El pasado sábado aprovechando la fiesta de fin de verano en la que participan los hosteleros de las zonas de Pardo Bajo, Carmen y Callo y que celebran todos los años en el Cantón, decidimos asistir y de paso cenar por la zona dado el buen ambiente que genera este evento, y optamos por ir a "A Pousada das Animas", ya que una amiga que venía a cenar tenía muchas ganas de probarlo y que mejor ocasión que esta, por supuesto previa reserva el día anterior, ya que de no ser así no hubiésemos conseguido sitio para las seis personas que íbamos a ir, dada la gran afluencia de gente que este evento mueve.


"A Pousada da Ánimas" fue uno de los primeros establecimientos en colocarse en la calle Pardo Bajo, que actualmente es una de las zonas más relevantes de Ferrol en cuanto a gastronomía se refiere, un local que ofrece una cocina de tradicional y de mercado, con una decoración "exebre" y una carta muy variada que cambia periódicamente manteniendo siempre su esencia y que se complementa con una amplia selección de vinos que sobrepasa las noventa referencias. Ya había estado cenando varias veces en el antiguo local que tenían en el centro de la calle y también en el actual probando el menú del día que se encuentra entre los más valorados de nuestra comarca tanto por su variedad y elaboración, como por su generosidad.


Esta vez fuimos a cenar tres matrimonios, para beber pedimos una botella de Rioja Dinastía de Vivanco y tres cañas, y para comer optamos por pedir para compartir, "Saquitos de langostinos con un toque picante" presentados con una base de salsa rosa, estaban muy buenos, "Croquetas de Boletus" con un sabor intenso, buena presentación, muy buenas también, "Salteado de pulpo, gambas y espárragos trigueros" tengo que hacer mención obligatoriamente al pulpo que estaba espectacular tanto de sabor como de punto de preparación y plancha, "Calamares frescos fritos" ración mediana pero el producto y la fritura excepcional, terminamos con dos raciones de "Raxo de Porco Celta", estaba muy rico, tierno con un toque tostado de sartén y acompañado con unas patatas de muy buena calidad, quizá un poco escasa la ración.






Terminamos con unos postres para las chicas, donde solo uno de ellos era casero, "Tarta de galleta y caramelo", "Brownie con helado" y "Torrija caramelizada con helado", pude probar dos de ellos y no estaban nada mal, acompañados con unas infusiones y cafés de pota de "Amador" terminamos esta cena ya que había que ir a ver los conciertos, De precio muy bien, pagamos 103€ en total.





"A Pousada da Ánimas" es sin duda un sitio recomendable, de todas las veces que he ido siempre salí contento y en esta ocasión nos gustó mucho a todos, tengo que destacar tanto la atención por parte de los camareros de la sala como la del servicio de cocina que fue rapidísimo, a pesar de estar el local totalmente lleno, no tardaron ni cinco minutos desde que tomaron la comanda hasta que empezaron a traernos los primeros platos, el local tiene una decoración que lo hace muy acogedor, la comida está muy buena y los precios asequibles.

Saludos. 

lunes, 11 de septiembre de 2017

BOSS (Ferrol)


Hace un par de meses que fui de nuevo a cenar al "BOSS" con uno de los colaboradores de este blog y un amigo de Madrid al que le apetecía comer unas buenas zamburiñas, y elegimos este céntrico establecimiento que se encuentra en Ferrol, concretamente en la Avenida de Esteiro, porque a parte de preparar unas zamburiñas muy ricas, es un sitio moderno y acogedor que ofrece productos de calidad con una elaboración muy cuidada y porque es un referente de la gastronomía de nuestra comarca con una amplia trayectoria en el mundo de la hostelería.



En la cena éramos tres personas, para beber nos decantamos por pedir un poco de agua y unas cañas, y para comer optamos por pedir para compartir varias cosas, algo complicado cuando te encuentras con una carta que aunque no es muy amplia, todos sus platos son apetecibles, por lo que a veces es liosa la elección, pero dado que una de los comensales no era de nuestra zona, lo dejamos escoger, optando por pedir para abrir boca media ración de "Croquetitas de Guiso de vieira con jamón", con una presentación impecable estaban impresionantes, continuamos con unas "Puntillas de Calamar a la andaluza" ración generosa también buenas, continuando con unas "Zamburiñas asadas con taquitos de jamón  en aceite de ajo y alioli de erizo" especialmente buenas también y terminamos con el "Atún rojo con compota de pera y salsa Teriyaki" acompañado de una cama de verduras, no estaba mal, pero para mi gusto un poco menos pasado hubiese estado mejor, terminamos con unos postres, todos diferentes y a la par que buenos "Crema de plátano con chocolate caliente, Torrija caramelizada con salsa de chocolate y Tarde de la abuela sobre natillas de almendra",simplemente excepcionales. Terminamos con unos cafés y una corta sobremesa dado que el cansancio del trabajo  del día estaba haciendo mella, de precio muy bien, pagamos 57,45€.









El BOSS es sin duda un establecimientos con solera de nuestra comarca, lleva desde el año 1992 ofreciendo a sus clientes una oferta gastronómica diferente en un ambiente actual y moderno con una atención profesional, en su trayectoria ha sufrido varias reformas importantes, la última en octubre de 2015, dando así un giro importante tanto a su decoración como a su carta. Tiene capacidad para 30 pax. en el comedor de su parte superior y 14 en la zona de la entrada, y complementado con su terraza con capacidad para 84 personas. A diario ofrece un menú del día compuesto por 5 primeros y 5 segundos a combinar, además los fines de semana da la posibilidad de disfrutar de un menú degustación por 20€ para dos personas que se compone de cuatro platos, bebida, pero no incluye el postre. Todos los fines de semana sobre su carta, siempre ofrecen algunas sugerencias que complementan su oferta culinaria, es sin duda alguna un sitio que recomiendo.

Saludos.

lunes, 4 de septiembre de 2017

MESÓN O CONXURO (San Mateo - Narón)


Hace poco que fui a comer al "Mesón O Conxuro", un establecimiento familiar situado en la zona de San Mateo, en un entorno muy llamativo y con muchas posibilidades, una casa de planta baja situada en una finca cerrada y que dispone de una amplia zona de barra en la entrada y dos comedores en su interior con capacidad para una noventa personas, además de una terraza  muy original al aire libre, tiene aparcamiento privado y unas amplias zonas ajardinadas a parte de mucho espacio para que los más pequeños puedan estar entretenidos.


Su carta es bastante peculiar, saliéndose de lo que normalmente encontramos en cualquier establecimiento de este tipo, una de sus especialidades son los Meigallos que son bollos de pan del país vaciados y rellenos de pulpo, xudías o raxo y que se pueden acompañar con una de las muchas salsas que ofrecen, también tienen un amplio surtido de tortillas con ingredientes como zamburiñas, mejillones, atún, jamón, chorizo, pulpo, queso, champiñones, tomate, olivas... entre otras cosas, también tiene una gran variedad de acompañamientos para el raxo que es una de las especialidades de este sitio, tiene también patatas en tres salsas, alitas de pollo, arroz tres delicias, churrasco, abadejo, pulpo, hamburguesas, perritos y sándwiches.

En esta ocasión fui a comer un día de semana con un amigo y colaborador de este blog y pedimos un par de cañas para beber las cuales nos acompañaron con un pincho de churrasco, y de comer probamos el "Arroz tres delicias, Raxo Rich que es una de las especialidades (se sirve con una salsa espesa muy similar a la salsa de pimienta) y una tortilla pequeña de chorizo y champiñones, (estaba en su punto justo de jugosidad ni estilo Betanzos ni muy pasada como a mí me gusta) la comida en general estaba buena y de cantidad muy generosa, el servicio rápido, no tomamos ni postre ni café ya que había un poco de prisa, de precio muy bien, pagamos alrededor de 21€.




Un establecimiento que complementa la oferta gastronómica de nuestra comarca, cómodo, amplio, con una carta muy particular y diferente. Preparan comida para llevar previo encargo, no tienen de momento menú del día y organizan todo tipo de celebraciones.

Saludos.

viernes, 18 de agosto de 2017

CERVECERÍA TAPERIA EL GITANO (Valdoviño)



El pasado viernes fui a cenar a la "Cervecería El Gitano" que se encuentra en Valdoviño muy próximo a la playa y que ofrece cocina tradicional gallega combinada con productos de la zona y platos de temporada. Un local moderno y con capacidad para cincuenta personas en su interior donde la zona de comedor y la barra comparten el mismo espacio y que tiene una terraza exterior donde caben sobre cuarenta personas y donde también sirven de comer, dispone de un amplio aparcamiento algo que se agradece sobre todos en una zona de tanta afluencia como es esta.


En la cena éramos once personas, para beber pedimos además de cañas que serían arlrededor de doce, una botella de Pierola D.O. Rioja crianza y dos botellas de Coral Do Mar D.O. Rias Baixas, y para comer optamos por pedir raciones variadas para compartir, su carta aunque no es muy amplia es muy variada y tiene una selección de entrantes, productos del mar y productos de la tierra, complementados con algunas sugerencias, nosotros nos decantamos por pedir "3 de Chocos en Salsa" que es una de las especialidades de este sitio y que por cierto estaban muy buenos, "3 de Chipirones a la plancha, 3 de Pulpo, 2 de Raxo y 1 de Patatas Ali-Oli", la comida estaba buena y las raciones eran abundantes, si tengo que hacer alguna sugerencia es que las patatas para el ali-oli las haría en tacos y no en bastón, el servicio fue rápido pero si hay algo que no me gustó es que vimos en otras mesas cosas que no nos ofrecieron y que en la carta no aparecían (pimientos de padrón, navajas,...) y que realmente me hubiese apetecido tomar, no puedo decir si no nos lo ofrecieron por que ya no había, porque se les pasó o que estaban puestos en algún sitio que nosotros no vimos. De precio muy bien pagamos 17€ por cabeza sin postres pero con cafés y chupitos.





Un sitio recomendable y al que pienso volver, tiene una ubicación inmejorable con unas vistas de cine y un cómodo aparcamiento entre otros servicios, variedad y calidad en los productos que ofrece, comida rica, raciones abundantes, buen servicio y precios asequibles, recomendable reservar.

Saludos.

lunes, 14 de agosto de 2017

MESÓN PICASSO (Ferrol)


Hace un par de semanas que fui a comer al "Mesón Picasso", un local muy agradable que nos ofrece una cocina tradicional y que está considerado como uno de los templos vinícolas de Ferrolterra donde barajan entre 70-80 referencias de vinos de diferentes denominaciones de origen en donde sin tener que pedir una botella puedes probar por copa vinos verdaderamente excepcionales y de gran categoría como Luberri, Baigorri D.Garaje, Alión, Ramiros, Pagos de Montanega, entre otros.


Sin entrar a describir a fondo el local, deciros que el comedor con capacidad para aproximadamente cuarenta comensales comparte estancia con la zona de la barra, no dispone de terraza y su carta aunque no es muy extensa ofrece una selección de productos de gran calidad que se complementan con sugerencias fuera de carta y donde entre sus especialidades destacan los chipirones a la plancha, las alcachofas con jamón, chicharrones, el secreto de cerdo ibérico y las carnes rojas a la plancha.


En esta ocasión fui a comer con unos primos un domingo y sin reserva ya que fue algo que surgió sin contarlo, éramos seis personas y optamos por pedir varias cosas para compartir, de beber unas cervezas y agua las cuales nos trajeron acompañadas con un queso muy bueno para picar durante la espera, y para comer optamos por tomar "Pulpo a la Feria", ración bastante abundante, bien preparado, aderezado con un buen aceite y con el pimentón aparte, dos raciones de "Chipirones a la Plancha" que estaban buenísimos, los preparan abiertos a la plancha con un mojo de aceite y perejil  y sobre una cama de patatas fritas, vale la pena venir a este sitio solamente por probarlos, y terminamos con dos raciones "Secreto Ibérico", preparado a la plancha y también acompañados con patatas fritas estaba muy bueno, la carne en su punto justo de cocinado y abundante, la atención muy familiar, el servicio rápido y bien coordinado, ya no tomamos postres dada la prisa que teníamos pero si unos cafés, la cuenta ascendió a 82€.




El "Mesón Picasso" es un clásico en nuestra comarca, un sitio donde es difícil no salir contento, la comida es muy casera y con productos de primera calidad a unos precios asequibles y a la atención es muy cercana y profesional, sin duda es un sitio recomendable al que no dudo que volveré. Recomendable reservar, tenéis los teléfonos al comienzo de este post.

Saludos.

jueves, 3 de agosto de 2017

A TARBERNA Comida & Bar (Ares)


Después de mi periplo vacacional por tierras aresanas para cargar las pilas y arrancar un año más con fuerza, toca de nuevo coger la pluma y el papel para contar nuevas experiencias en los locales gastronómicos de nuestra comarca, en esta ocasión voy a hablaros de "A Taberna" un establecimiento que se encuentra en Ares y que aunque podamos pensar que es un nuevo local que se ha abierto en esta localidad, es un cambio de ubicación e imagen de lo que anteriormente era "A Pedra Feita - O Museo da Salazón", un sitio al que solía ir todos los veranos durante mis vacaciones y que así seguirá siendo, ya que es un sitio que nos gusta mucho a toda la familia.


Después de haber oído un montón de películas del "por qué" de este cambio, y haberme quedado con lo que realmente ha provocado esta reubicación, por fin pude probar este sitio, un local que difiere mucho del anterior en su imagen pero no en su forma de trabajarlo, tiene una decoración moderna, el comedor comparte la zona con la barra que es mucho más grande que la anterior, realmente no puedo decir si con más capacidad o no en su interior, pero si con una terraza más pequeña, la carta mantiene prácticamente los mismos platos pero con algunas novedades y siempre con un apartado de sugerencias que amplían su oferta, una buena selección de entrantes, ensaladas, embutidos ibéricos y quesos, tortillas, y una variedad de raciones de carnes y pescados.

En esta ocasión fuimos a cenar con unos amigos y los niños, concretamente ocho personas, previa reserva por su puesto ya que suele estar siempre lleno, y decidimos pedir varias cosas para compartir entre todos, para beber aguas para los niños, cañas y vinos para los mayores, y de comer pedimos asesorados por la persona que nos atendía una de sus especialidades que son las "Croquetas de Chipirones" que por cierto estaban muy buenas y de la que pedimos media ración para probar los mayores, también "Croquetas de Jamón Ibérico, pimientitos, creps de grelos, langostinos y pulpo, tortilla de patatas y pollo con setas", las raciones abundantes y todo muy bueno, la atención como siempre, un personal muy agradable, serio y un servicio de cocina rápido, terminamos con unos helados y un postre especial de la casa que es la "Tetilla de la Abuela" hecha con crema de orujo y que por cierta estaba espectacular. De precio bien, pagamos 89€.







Sin duda un buen local y que recomiendo, nos gustó mucho a todos. A parte de que la carta que tiene se adapta a todos los gustos por su amplia variedad, la atención es muy buena, rápida y los precios muy razonables, pienso volver sin duda. Es recomendable realizar reserva previa si tenéis pensado ir ya que sobre todo en verano y cualquier día de la semana suele estar lleno tanto en las comidas como en las cenas, quedan todos los datos en la tarjeta que he puesto al principio de este post.

Saludos.


viernes, 14 de julio de 2017

RESTAURANTE JAPONÉS WASABI (Narón)


Hace tiempo que tenía pendiente de escribir la crónica de esta cena que tuve con unos amigos hace un par de meses en el restaurante japonés de Narón "Wasabi", aunque las personas que seguís este blog ya sabéis que he hablado de este sitio en febrero de una comida de trabajo donde comimos con los menús cerrados que tienen a mediodía, en esta ocasión fuimos de manera diferente con cena a la carta por lo que tuve el gusto de probar muchas más cosas, una experiencia sin duda recomendable.


La decoración de este sitio es peculiar, la zona de la barra no muestra ningún indicio del tipo de restaurante en el que estamos, si que lo vemos cuando pasamos al comedor, donde una parte está decorada con unos unos enormes murales de estilo japonés y otra con unas enormes celosías de madera clara, sus mesas están perfectamente caracterizadas, donde no faltan  los palillos y la jarra con la típica salsa se soja usada para el acompañamiento de algunos platos.

En esta cena éramos tres matrimonios y decidimos pedir varios platos para compartir y probar así más cosas, empezamos pidiendo un variado de Rollos de Primavera y Rollos de Langostinos (estos se piden por unidades y tienen un tamaño bastante generoso), una ración de Gyoza que es un tipo de empanadilla japonesa rellena de carne y col china entre otros ingredientes, dos raciones de tempura de verduras y langostinos, una tabla de 28 piezas de makis variados con su jengibre y wasabi, y una ración de solomillo teppanyaki, para mi todo estaba muy bueno ya que este tipo de comida me encanta, pero si me tengo que quedar con algo, sin duda con el sushi es uno de los platos de comida extranjera que mas aprecio.






Terminamos con unos postres, optamos por pedir al igual que con la comida varios diferentes para probar y nos decantamos por aquellos que eran típicos japoneses como son dorayakis, trufas de té verde, plátano crujiente con miel y bolas de sésamo, que decir, unos mejor que otros, pero sin duda me quedo con las trufas de té verde, terminamos con unos cafés y una breve sobremesa ya que estaban empezando a regoger. De precio con todo lo que comimos, una botella de vino D.O.Rioja Azpilicueta, un par de cervezas y varias agua, pagamos 110€.





Sin duda contentos con la experiencia y con ganas de volver, siempre da gusto variar un poco de la comida tradicional, y mas en este caso si la preparan bien como en este sitio, la ubicación no es mala en lo que a aparcamiento se refiere y el local no dice mucho de lo que es hasta que estás sentado en la mesa y aprecias mejor la decoracion, la atención es buena, servicio es rápido, raciones generosas que llegan perfectamente y un precio normal. Espero volver, y seguir probar muchas mas cosas de la amplia variedad que tienen. Para el que no lo sepa, tienen servicio a domicilio y también para recogida en local

Saludos.