miércoles, 20 de febrero de 2013

RESTAURANTE EL REFUGIO (Narón)


El pasado viernes he cenado en el "Restaurante El Refugio" de Narón, situado en la Avda. Souto Vizoso Nº21, un sitio que teníamos catalogado desde hace tiempo en nuestro apartado de "Tenemos pendiente de probar..." y en el que estuve comiendo y cenando en muchas ocasiones, pero no desde ha vuelto a abrir con otra filosofía distinta. Varias personas allegadas me hablaron de este sitio desde que ha iniciado esta nueva andadura y la verdad que todos de manera muy positiva, y cuando esto es así lo mejor es probarlo para poder opinar.


En esta ocasión fui a cenar con mi mujer y decidimos pedir varias cosas para compartir, la carta no es muy extensa, y se muestra en una gran pizarra que se encuentra colgada en la pared de la barra donde te puedes encontrar desde mariscos, hasta pescados y carnes variadas, raciones para compartir (pocas) e incluso algunas tapas. En esta ocasión pedimos como no, lo que siempre fue una de las especialidad de esta casa y que son las "Croquetas", algo que nunca falla, caseras y muy buenas, a continuación pedimos "Salteado de Pulpo con Trigueros", nunca probé dicha combinación pero estaba bueno, el pulpo blando como me gusta, bien, y para terminar pedimos aconsejados, la costilla asada, una ración bastante abundante y rica, esto lo acompañamos de unas cervezas y un vino "Ribeiro Casa Nova" recomendado por el camarero, vino premiado como mejor blanco D.O. Ribeiro de Bodega 2012, un acierto; de postre aunque tenían todos muy buena pinta ya no había sitio, pero si para unos cafés. Tanto mi mujer como yo salimos satisfechos, nos ha gustado.


El local se mantiene prácticamente como estaba antes, hablo en comparación con la última vez que estuve que ya fue hace mucho tiempo, antes de que lo cogiese el nuevo dueño, con la diferencia del acondicionamiento del comedor del fondo que la verdad esta muy acogedor. La atención fue buena y correcta en todo momento y el servicio rápido. Por lo que he podido ver la cocinera es la misma que estaba antes, y lo que ha cambiado considerablemente son los precios, pagamos 32 €.




En mi opinión, el sitio ha sufrido un cambio que considero era necesario, sin duda lo recomiendo como un sitio mas a tener en cuenta cuando salgamos por Narón, un local acogedor, con un buen servicio y una comida de calidad, por lo memos en mi experiencia. A continuación os dejo los datos por si os interesa.

Saludos. 

4 comentarios:

Anónimo dijo...

El local sigue con sus dueños de siempre, antes estaba la madre, ahora su hijo está demostrando ser un gran cocinero al frente del negocio.

Aldabra dijo...

el local me gustaba mucho, hace tiempo que no voy, poque las ùltimas veces que fui me pareció un poco carillo para mis posibilidades... me alegra que tenga una buena crítica porque me queda muy cerquita, así que me animaré a ir.

biquiños y gracias por tus recomendaciones y opiniones, creo que son muy aprovechables.

Lois dijo...

He ido 3 ó 4 veces en la últimos meses con la familia y con amigos y la verdad es que siempre salimos encantados; buen producto y bien preparado; platos originales (varían de un día a otro, no hay carta, sino que están en la pizarra de la barra)
Los postres caseros impresionantes. No dejéis de probar la torrija con helado.
Lo mejor, la atención del personal y el camarero, un profesional, amable, cercano y agradable. Te puedes fiar de sus recomendaciones.
En cuanto a precios, no es muy barato (media de 30-35 €), pero en mi opinión un dinero muy bien gastado.

Lois dijo...

He ido 3 ó 4 veces en la últimos meses con la familia y con amigos y la verdad es que siempre salimos encantados; buen producto y bien preparado; platos originales (varían de un día a otro, no hay carta, sino que están en la pizarra de la barra)
Los postres caseros impresionantes. No dejéis de probar la torrija con helado.
Lo mejor, la atención del personal y el camarero, un profesional, amable, cercano y agradable. Te puedes fiar de sus recomendaciones.
En cuanto a precios, no es muy barato (media de 30-35 €), pero en mi opinión un dinero muy bien gastado.